viernes, febrero 26, 2021

Los restaurantes bajaron el 90% de sus ventas en 2020

Zulay Camacaro | @ZulayCamacaroF

Canare solicitará al Gobierno que se incluya al sector en la flexibilización para poder trabajar y recuperarse.

Gremio reporta que en el sector las ventas bajaron hasta 90% en pandemia. Estiman que en enero algunos restaurantes podrían cerrar sus puertas. El delivery no es una solución.

El presidente de la Cámara nacional de Restaurantes (Canare), Iván Puertas, señaló que “este llamado que hizo Delcy Rodríguez el día de ayer (domingo) se ejecuta desde la semana pasada». Según los afiliados «esta semana tuvimos un bajón entre el 85% y 90% en ventas en muchísimos casos”.

Comentó que el sector se preparó para la época decembrina de flexibilización ampliada mediante compra de insumos, mejoras de establecimientos, recontratación de personal que había salido de la empresa por la pandemia.

“Eso es una carga en la estructura de costos grandísima y no habrá manera de compensarla”, precisó.

Detalló que “volvemos a la misma situación que estábamos de pandemia, pero ahora con personal que acabas de recontratar, mercancía que llenó las neveras y los almacenes, más bienhechurías que hizo cada establecimiento”.

Manifestó que se mantienen en conversaciones con el Ministerio de Comercio para tratar de llegar a acuerdos. “Hace dos semanas un par de establecimientos se excedieron y por ellos pagamos todos. Este apretón por llamarlo de alguna forma, viene de hace una semana”.

Propuesta

Puertas indicó que “elaboraremos una propuesta al Ministerio de Comercio para que sea llevada a la Comisión de COVID-19, para que decidan si pueden abrirnos un espacio en esta flexibilización porque ya empezamos a entrar en números muy preocupantes que ya estaban dominados”.

Acotó que “ya la gente veía un poquito de luz, pero ahorita otra vez se vuelve  a complicar todo.

Con respecto a los locales que estuvieron cerrados casi todo el año y funcionaron con domicilios, aseguró que “el delivery no representa un 10% o 20% de las ventas normales de un restaurante”.

Aclaró que el delivery no es una solución. Es un complemento o una unidad de negocio paralela a la actividad comercial neta del restaurante. “Si el restaurante se queda absolutamente en delivery, no le queda nada”.

Comentó que en pandemia los restaurantes de 100% de su plantilla se quedaron con 20% o 30% como máximo. “Todo eso se va a repetir porque las empresas no aguantarán la estructura laboral que retomaron y ahorita volvemos para atrás”.

Añadió que algunos establecimientos cerraron sus puertas, pero “de nuestros afiliados no tenemos registro. Trataron de aguantar hasta el final al poner dinero para mantener la operación. Creo que si este llamado se mantiene en enero podríamos empezar a ver los primeros casos”.

Los restaurantes

La encargada de Tríptico restaurante, Milagnell Sánchez, indicó que la situación es grave, el delivery no pegó mucho como en otros restaurantes. “A la gente le gusta salir y venir a comer”.

“Lo importante es no cerrar y poder costear los gastos. Al principio con delivery se hacía pero no dio mucho resultado. Lo importante es que la gente vea que seguimos abiertos”, afirmó.

Añadió que “las ventas bajaron 40%. Vendimos pero no como antes. Con la data de clientes empezamos a notificarles que abrimos. Comenzamos a trabajar en mayo después de dos meses cerrados y de agosto para acá comenzaron a subir las ventas”.

Añadió que están a la expectativa de cuáles serán las medidas que tomará el Gobierno en enero.

El dueño del restaurante El Toldito Azul, José Rodríguez, aseguró que “volveremos al sistema en el que la gente compra para llevar y cerraremos de nuevo el salón. Durante la semana flexible abrimos el salón de mesas y tuvimos el cuidado de no amontonar a la gente”.

Afirmó que “en todos estos meses las ventas bajaron más de 70% por cuarentena, altos costos de insumos, inflación; porque todo se maneja en dólares”.

El gerente de un restaurant, quien reservó su identidad y la del local, señaló que todo el año estuvieron sin trabajar, ¿un mes más qué quiere decir?

“Ahorita fue que abrí el salón. Ya la gente ni viene por la situación. No parece que estuviéramos en diciembre“, afirmó.

“Algunos clientes me llaman y se les despacha, pero delivery como tal no tengo. Mi fuerte es que la gente compra y se lleva. Los consumos bajaron más 50%”.

Visita nuestra sección Nacionales

Para mantenerte informado sigue nuestro canal en Telegram https://t.me/Diario2001Online

21,361FansMe gusta
0SeguidoresSeguir
286,826SeguidoresSeguir
8,910SuscriptoresSuscribirte

INSTAGRAM