viernes, abril 16, 2021

Científicos descubren un huracán espacial de plasma que gira sobre la Tierra

Un equipo de investigadores dio a conocer los resultados de un estudio que destaca la primera observación de un huracán espacial en la atmóesfera superior de nuestro planeta. A diferencia de los ciclones infames que causan estragos más cerca de la superficie de la Tierra; el huracán espacial estaba formado por plasma arremolinado y electrones «llovidos».

“Hasta ahora, era incierto que los huracanes de plasma espacial existieran, así que demostrar esto con una observación tan sorprendente es increíble”, dijo el científico espacial de la Universidad de Reading, Mike Lockwood, en un comunicado el lunes. Lockwood es coautor de un artículo sobre el fenómeno publicado en la revista Nature Communications a finales de febrero.

Los científicos descubrieron el evento después de volver a analizar los datos recopilados por los satélites en agosto de 2014. Investigadores de la Universidad de Shandong en China dirigieron el equipo que hizo el descubrimiento. Los datos mostraron una masa de plasma de 1.000 kilómetros arremolinándose sobre el Polo Norte. Tenía brazos en espiral y duró casi ocho horas.

El plasma es un área de estudio candente. La NASA, que ha investigado los tornados espaciales de plasma, describe el plasma espacial como “partículas cargadas, como electrones e iones”. Estas partículas atraviesan el espacio y pueden causar problemas a los satélites y astronautas. La agencia espacial también estuvo detrás de un documento de 2019 sobre “tsunamis de plasma” en el sol.

Lockwood señaló una “transferencia inusualmente grande y rápida de energía eólica solar y partículas cargadas a la atmósfera superior de la Tierra” como lo que alimentó al huracán espacial. La existencia de al menos un huracán espacial conocido en estas circunstancias sugiere que podrían ser comunes en las atmósferas de otros planetas.

Comprender el propio huracán espacial de la Tierra podría ayudar a los científicos a obtener una comprensión más profunda del clima espacial y cómo puede afectar a los sistemas en los que confiamos, como el GPS. Como beneficio adicional, simplemente suena genial decir “huracán espacial”.

¿De qué está hecho un huracán espacial?

Las detecciones se realizaron el 20 de agosto de 2014. De acuerdo con las observaciones de la Universidad de Shandong, el huracán espacial apareció sobre el Polo Norte, extendiéndose hasta un diámetro de mil kilómetros. Según se estima que consistía de plasma, con múltiples brazos girando en espiral.

Las velocidades registradas nunca antes se habían visto: girando en sentido antihorario, alcanzó 2 mil 100 metros por segundo. Similar a sus primos terrestres, el centro estaba en calma, casi quieto. Todo el evento duró aproximadamente 8 horas.

En lugar de ocasionar tormentas de agua, este fenómeno ocasionó una precipitación de electrones en la ionosfera. Inmediatamente, se formó una enorme aurora giratoria debajo del huracán. Lockwood explicó lo siguiente:

“LAS TORMENTAS TROPICALES ESTÁN ASOCIADAS CON ENORMES CANTIDADES DE ENERGÍA, Y ESTOS HURACANES ESPACIALES DEBEN SER CREADOS POR UNA TRANSFERENCIA INUSUALMENTE GRANDE Y RÁPIDA DE ENERGÍA EÓLICA SOLAR Y PARTÍCULAS CARGADAS A LA ATMÓSFERA SUPERIOR DE LA TIERRA”.

El equipo de científicos modeló este proceso. Al analizar los resultados en retrospectiva, descubrieron que un campo magnético interplanetario de reconexión puede producir las características que observaron en el huracán espacial. Incluso, cuando el viento solar es de baja intensidad.

Visita nuestra sección Curiosidades.

Sigue nuestro canal en Telegram https://t.me/Diario2001Online

21,506FansMe gusta
0SeguidoresSeguir
0SeguidoresSeguir
9,290SuscriptoresSuscribirte

INSTAGRAM

[adinserter block="1"]